Síguenos en...
¿Qué está buscando?

Sergio Rodríguez Clariana: "Cuanto más entreno, más suerte tengo."

EMPRESA FAMILIAR: LA RECESION QUE SE AVECINA ¿ESTAMOS PREPARADOS?

EMPRESA FAMILIAR: LA RECESION QUE SE AVECINA ¿ESTAMOS PREPARADOS?

Como antesala decir que hace muchos días que venimos recibiendo informaciones constantes acerca de la próxima recesión. ¿O tal vez debamos hablar en presente?

 

La sintomatología observada según los organismos oficiales y Think Tanks mundiales es una atonía en el crecimiento del PIB, léase un descenso de ventas. Ello actúa como una espiral negativa, pues empresas y consumidores ralentizan sus respectivos consumos con lo cual entramos en recesión solamente por las noticias recibidas y las subsecuentes reacciones.

 

La política monetaria está llegando en la UE al límite con la nueva inyección propuesta por el Sr. Dragui (un nuevo episodio del Quantitative Easing) aparte del tipo de interés del 0% para los compradores mayoristas como son las entidades financieras. Falta unificar políticas fiscales en la UE. Hay que reducir la deuda pública de los países endeudados (como España), ; pero si reducimos gasto público drenamos liquidez al mercado y no hay fondos extraordinarios, puesto que tenemos un déficit en las cuentas públicas (pérdidas) que hay que financiar y refinanciar. Por tanto, más endeudamiento. No es una imagen idílica sino más bien un bucle endemoniado por una gestión deficiente en los gobiernos de los últimos años.

 

Nos ponemos en situación: a veces, cuando asisto a Consejos de Familia y/o Consejos de Administración de Empresas / Familiares hay momentos en los que me asalta la duda: ¿Quién es realmente el “enemigo” de la empresa? En muchas ocasiones es interno.

 

Por motivos diversos, un Consejo de Familia o Administración pacífico y constructivo puede derivar en una trifulca de diferentes niveles por un comentario mal interpretado; o si fue bien interpretado, la reacción del receptor ha sido mucho más virulenta de lo esperado y nos coge por sorpresa.

 

De todas maneras, no todas las empresas disponen de Órganos de Gobierno reglados lo cual nos lleva a organizaciones que funcionan en muchos casos ad hoc, sobre todo las PYMES. Este es un punto de inflexión muy relevante.

 

Si el 88% de las PYMES no disponen de Plan Estratégico, así como de Consejos de Administración /Familia, Consejos de Dirección, Control Presupuestario y Control de Gestión mensual, ¿cómo preparamos entonces una defensa estructurada ante una situación de recesión?

 

El panorama descrito incita a revisar todas aquellas estrategias y planes de acción de la empresa atendiendo a la nueva realidad que se avecina. Hay que pensar en estrategias defensivas atendiendo al posible descenso de ventas que les pueda suceder. Cierto es que aquellas empresas que han consolidado una estrategia exportadora son menos proclives a entrar en recesión por la diversificación de riesgos en términos de mercados y clientes.

 

Un problema que tienen muchas de nuestras empresas en el entorno actual, es un excesivo endeudamiento bancario. La teoría del apalancamiento en épocas como la actual, cuando el coste del dinero es barato y los proveedores del mismo (léase entidades financieras, lo compran barato (0%) y han de “colocarlo” para obtener un beneficio de su línea de productos), suponen un riesgo para las empresas, riesgo que debe ser perfectamente controlable. Recuerden la “cláusula del sueño” del empresario. Importante conozcan los cambios normativos que ha sufrido la banca en los últimos meses que ha supuesto un endurecimiento de las condiciones para conceder crédito. 

 

El Capital Riesgo también dispone en la actualidad de mucha liquidez, pero no está extendido en España en lo que a PYMES respecta. La financiación en las empresas es de forma abrumadora, BANCARIA.

 

Sin embargo, quisiera abundar en este apartado, puesto que cuando se ha contactado con Sociedades de Capital Riesgo me atisba el “síndrome del concesionario”: Nunca tengo el color del coche que quieren.

 

Esto sucede con la PYMES que requieren de financiación básica más que un plan estratégico de crecimiento. Si sus estados financieros son positivos y han conseguido que la empresa tenga valor, el resultado es mucho más positivo.

 

Por tanto, este sería un objetivo insoslayable donde debemos focalizar todos nuestros esfuerzos y luchar con denuedo para conseguirlo: Disminuir nuestra ratio de endeudamiento para hacerlo soportable y evitar presiones innecesarias en la cuenta de resultados que deberá generar un Cash-Flow recurrente para poder devolver los préstamos adquiridos. O simplemente tener un mínimo endeudamiento para ser un socio atractivo para cualquier entidad.

 

Este seria de forma descriptiva nuestro enemigo; y las empresas, no nos olvidemos, son responsables de un excesivo nivel de endeudamiento. Luchar contra ello depende de una buena gestión y una buena cuenta de resultados.

 

Por eso, me resulta tan incongruente que haya Familias Empresarias que pierdan de vista lo que realmente importa a nivel empresarial, para enzarzarse en algunos casos en luchas internas estériles que nada aportan, sino que restan energías y orientación estratégica.

 

Como me dijo un día una colega experta del mundo financiero: “El que controla la tesorería controla la empresa”.

Publicado
el 26-09-2019
Compartir
Últimas noticias
La empresa británica Thomas Cook era al mundo turístico lo que Lehman Brothers al mundo financiero. Ambas caídas marcan el inicio de una crisis económica global.Leer más
¿Estamos preparados para una defensa estructurada ante una situación de recesión? En este artículo alerto sobre la necesidad de tener Órganos de Gobierno reglados y un plan Estratégico bien estructurado. Leer más
Jueves, 11 de abril paricipo en Zaragoza en la presentación de la revista Economía Aragonesa num. 67 en la que he escrito un monográfico sobre Empresa Familiar. Leer más
Hay que sistematizar canales de comunicación tanto en la empresa como con los miembros de la Familia Empresaria creando los órganos necesarios para ello.Leer más

Sergio Rodríguez Clariana

Últimos tweets
Mi perfil en LinkedIn

Sergio Rodríguez Clariana